Salidas acá: Isla Paulino

in
Año 3. Edición número 138. Domingo 09 de enero de 2011

La Isla Paulino se encuentra cercana a la ciudad de Berisso, en la provincia de Buenos Aires, aproximadamente a 64 kilómetros de la Capital Federal. Allí hay un extenso muelle que es ideal para practicar la pesca. También hay un espacio recreativo con bares, campings y baños públicos. Se puede llegar tomando una lancha colectiva en El Embarcadero de Berisso, o si la marea está baja también se puede llegar caminando desde el balneario Palo Blanco.
El Embarcadero es un pequeño muelle de madera que da a un canal que desemboca en el río Santiago. Los fines de semana y días feriados hay lanchas a la Isla Paulino cada media hora, comenzando el servicio temprano a la mañana y terminando alrededor de las 19. Los horarios y la frecuencia dependen de la cantidad de visitantes que haya ese día. El servicio lo brindan unas lanchas del municipio cuyo pasaje de ida y vuelta ronda los $ 6.
Otra manera de llegar a la Isla Paulino es por el puente que la une a la ciudad de Berisso. Se entra al puente por la avenida Montevideo hasta llegar a la avenida Palo Blanco. Allí se dobla a la izquierda, en dirección al río. Una vez cruzado el puente, hay que continuar por el camino hasta llegar a la costa del Río de la Plata. Así se llega al sector de la isla llamado balneario Palo Blanco.
Este balneario tiene unas pocas viviendas costeras, donde venden bebidas frías y minutas. Hay algunos espacios con árboles para disfrutar de la sombra con vista al río.
La gente del lugar, de charla amena, informa que la isla es baja y que, según la marea y los vientos, puede haber un par de cuadras de playa. Cuando el río está bajo se puede caminar algunos kilómetros por la playa hasta llegar a la parte turística de la Isla Paulino.
La costa de la isla es de una vegetación autóctona y agreste. El sol pega más fuerte de lo que parece y la caminata hasta el muelle de pescadores, que es el sector más visitado de la isla, dura una hora y media.
El muelle es muy largo, se interna cerca de 200 metros al río, y su construcción, nueva y segura, es de cemento.
Desde la costa, comienza un camino de tierra, que se interna dentro de la isla y permite apreciar de cerca la vegetación natural del monte costero. El camino lleva hasta la zona del embarcadero donde amarra la lancha colectiva. Allí hay un camping organizado, un par de bares isleños, proveeduría y baños públicos. También hay cabañas que alquilan habitaciones para pasar la noche..

• DATOS
• Actividad. Visita a la Isla Paulino.
• Duración. Todo el Día.
• Medio de Transporte. Automóvil o colectivo.
• Costo por persona. $ 30 (viajando en auto, combustible, peajes y almuerzo).
• Tiempo de viaje. 1.20 hora partiendo desde el centro de la Ciudad de Buenos Aires.

Promedio: 4.4 (13 votos)
Seguinos en Twitter
Print preview icon

Otras notas

  • La Estación Fluvial de Tigre se encuentra ubicada en la calle Mitre al 300, desde allí parte una gran diversidad de servicios de lanchas colectivo que permiten recorrer gran parte del Delta del Tigre y descender en sus distintas islas.El lugar cuenta con baños públicos y una gran cantidad de agencias de turismo que promocionan distintos tipos de servicios y recorridos.

  • Lo que pudo haber sido una catástrofe de proporciones casi bíblicas para Latinoamérica, acabó en pocas horas cuando las olas apenas alcanzaron un metro o dos al llegar a las costas del Continente. La tensión mantuvo en vilo a las autoridades de los países del litoral Pacífico, sobre todo Chile y Ecuador, quienes preveían graves consecuencias del tsunami que arrasó Japón luego del terremoto de 8,9 grados en la escala de Richter. Incluso Estados Unidos y Canadá esperaban lo peor si se confirmaban las predicciones de sus respectivos centros de investigación marítima y sismológica.

  • Mil millones de personas votaron por Internet a las siete nuevas maravillas del mundo y las Cataratas del Iguazú fueron consagradas como una de ellas. El certamen comenzó en 2007 y tuvo 454 lugares candidateados. Se hizo una primera selección de 28 destinos y el viernes se conoció el resultado final. Los otros seis sitios naturales elegidos son la Selva Amazónica, que involucra a ocho países sudamericanos; la Bahía Ha long, de Vietnam; la Isla Jeju, en Corea del Sur; la Isla Komodo, en Indonesia; el Río Subterráneo de Puerto Princesa, en Filipinas, y la Montaña de la Mesa, en Sudáfrica.

  • El último opus de Jean-Luc Godard, Film Socialisme, muestra el fin de un mundo, la espeluznante agonía de Europa. Se inicia a bordo de un gigantesco crucero con una máxima que dice lo siguiente: “El dinero es un bien público, como el agua”.
    El viernes a la noche fue ese mismo crucero de Godard el que encalló a metros de la pequeña isla de Giglio. Ay, Italia! Perdiste todo pero supiste conservar tu tesoro más valioso, la mise en scène, para regalarle al planeta despavorido la alegoría más espectacular de la muerte ya consumada de un mundo, llámese Europa.

  • La ciudad de Berisso, ubicada en el margen sudeste del Puerto La Plata, fue la cuna del histórico 17 de octubre del ’45. En los noventa sufrió, como toda la región, un fuerte proceso de desindustrialización, que comenzó a revertirse en 2003. Hoy, se están realizando obras de gran envergadura, como el terraplén costero, o proyecto de Defensa del Casco Urbano. “Es una obra largamente esperada por la comunidad. En los últimos veinte años, la ciudad estuvo sometida a los castigos de la naturaleza, porque apenas ocurría una sudestada el casco urbano quedaba bajo el agua.

  • Acabamos de regresar de Australia, donde fuimos invitados por el Festival de Sydney (www.sydneyfestival.org.au) a hacer una gira por tres ciudades (Sydney, Melbourne y Hobart, en Tasmania). Encaramos el viaje sin tener demasiada data más allá del lugar común de los canguros y del surf. Tras unintermnable vuelo de 15 horas que cruza el Polo Sur, llegamos a la modernísima Sydney, con clima similar al de Baires en verano –compartimos la misma línea del Ecuador–. Claro, la diferencia horaria de 14 horas terminó por repercutir notoriamente en nuestros cuerpos, tanto a la ida como a la vuelta.