Informe Especial

La pelea de la militancia juvenil

En su primer libro, Aden Arabia, el comunista francés Paul Nizan estampó una frase desesperanzada que habría podido suscribir cualquier argentino, pero especialmente cualquier joven durante la dictadura del ’76: “Tenía veinte años y no permitiré nunca que nadie diga que es la edad más hermosa de la vida”. En esa época, cerradas todas las opciones de participación política, de expresión cultural y organización ciudadana, cualquier joven con inquietudes de cambio tenía ante sí el camino del silencio y la autocensura o el más arriesgado de la clandestinidad. Leer mas »

La política exterior de los últimos treinta años: de vaivenes, disputas y consensos

Hace treinta años, los gobiernos constitucionales que vendrían heredaban las secuelas de una dictadura feroz, no solamente por el horror de los crímenes cometidos por el terrorismo de stado, sino también por la devastación de la estructura económica y una consecuente inserción internacional precarizada. Leer mas »

“No edificaron un Estado laico”

La perdurabilidad de la democracia ha demostrado a aquellos sectores religiosos que durante décadas habían apostado a los militares, que era un proceso irreversible. Poco a poco, los grupos religiosos han aceptado vivir en democracia. Mantienen poder para incidir sobre el Estado, partidos políticos, sectores mediáticos y económicos. Al mismo tiempo, deben reconocer que son un actor más, y no el gran actor que eran durante las dictaduras. Leer mas »

Rock a la velocidad del sonido

Resulta inevitable pensar al rock argentino en estas tres décadas de libertad recuperada a partir de una relación tiempo-vida. Es decir, estos 30 años de vida como si fueran aquellos 30 minutos de vida del título de un disco fundamental de Moris, escrito bastante tiempo antes (1970) y en otro contexto de país (y eso, en Argentina, donde todo se construye y se destruye tan fácilmente, como escribió Charly, es mucho decir). Entonces, 30 años como 30 minutos. A la velocidad del sonido, lo que permite repasar nombres y situaciones, canciones y recitales. Con palabras, muchas palabras. Leer mas »

Las palabras que supimos escuchar

1983. Raúl Alfonsín. Presidente.
“Con la democracia se come, se educa, se cura” (durante la campaña presidencial).

1984. Bernardo Grinspun. Ministro de Economía.
“Si querés que me baje los pantalones, me los bajo” (luego, le dio la espalda al enviado del FMI, Joaquín Ferrán, y se bajó los pantalones).

1985. Julio Strassera. Fiscal. Leer mas »

30 años de democracia. Fotos

Comandos en acción

La militarización del territorio tucumano fue total a partir del inicio de la Operación Independencia. En San Miguel de Tucumán y en las ciudades y pueblos del interior de la provincia se instalaron fuerzas de tareas, bases de combate, retenes, controles camineros, etc. Donde más se notó la presencia militar fue en los poblados pequeños, cercanos a la supuesta zona de combate. Allí había patrullajes diurnos y nocturnos, fichaje de los ciudadanos, operativos de ataque y defensa, etc. Leer mas »

¿Se viene el zurdaje?

Preguntas. Cuando en mayo de 2003, la inefable señora Legrand –en forma grosera y provocativa– les espetó la pregunta que titula esta nota a Néstor y Cristina Kirchner, en realidad se interrogaba a sí misma, presa de infundados temores y mezquinos prejuicios de clase. Pero otros protagonistas con otras motivaciones, militantes, académicos, periodistas y ciudadanos comunes, también se preguntaban, desde las convulsiones del 2001 que habían arrasado el escenario de la política tradicional: ¿había en la Argentina espacio para la izquierda? Leer mas »

El “botín de guerra” de los militares argentinos

La apropiación de Papel Prensa por parte de los dueños de Clarín, La Nación y La Razón en complicidad con las Fuerzas Armadas golpistas y utilizando las herramientas del terrorismo de Estado es, quizás, el caso más conocido entre los delitos de lesa humanidad con fines económicos cometidos durante la última dictadura. Leer mas »

El caso Vogelius

Después de un año y medio de dictadura, la escena no resultó extraña a los atemorizados vecinos del barrio porteño de Once. El reloj de Federico Manuel Vogelius, conocido como Fico por sus amigos, marcaba poco más de las cuatro de la tarde cuando, en la calle San Luis entre Pueyrredón y Boulogne Sur Mer, fue interceptado por un grupo de hombres que se identificaron como policías. Vogelius era dueño de la fábrica de laminados plásticos Decopal S.A., en San Nicolás, y de otras empresas. Leer mas »

Distribuir contenido